Saltar al contenido

Médico Forense Carrera

Médico Forense carrera

Médico Forense Carrera

 

Aunque la medicina forense ha estado durante mucho tiempo fuera de la atención del público, ahora es considerablemente más conocida, en gran parte debido a las representaciones de la cultura popular en programas como CSI y la serie de televisión Bones.

Un médico forense puede conocer los detalles del fallecimiento de una persona observando su cuerpo después de que haya fallecido, a veces con una precisión sorprendente. Las personas interesadas en este sector descubrirán que ofrece una variedad de oportunidades gratificantes, desde la remuneración hasta el trabajo satisfactorio que proporciona la profesión.

Si usted es uno de los interesados, siga leyendo porque le indicaremos los cursos que debe realizar para convertirse en médico forense.

Médico Forense

Un forense es un profesional de la medicina que se encarga de revisar los cadáveres post mortem para determinar la causa de la muerte. Estos expertos son patólogos forenses cualificados que están obligados a examinar todas las muertes que puedan afectar a la población en general.

Por ello, deben determinar la causa, la forma y las circunstancias de la muerte de una persona. Esto es todo lo que necesitas saber si estás decidido a convertirte en médico forense.

Qué hacen los médicos forenses

Durante una autopsia, los médicos forenses deben utilizar la observación aguda para cumplir una serie de objetivos.

Los médicos forenses buscan metódicamente pistas durante un minucioso examen postmortem, tanto en el interior como en el exterior del cuerpo, y registran meticulosamente toda la información que encuentran.

Los médicos forenses son patólogos capacitados para examinar los tejidos, órganos, células y fluidos corporales de la persona fallecida y analizar la información obtenida para determinar la causa de la muerte.

Aunque el incidente no haya provocado la muerte, los médicos forenses pueden ayudar en las pruebas de delitos violentos, como los exámenes de violación, ya que suelen tener competencia en campos como el ADN y el análisis de sangre.

Mientras que otras muestras se someten a una biopsia, los fluidos, tejidos y otras muestras se extraen y se evalúan mediante un trabajo microscópico. Los médicos forenses suelen ser capaces de determinar la causa de la muerte de una persona mediante el estudio de las pruebas recogidas. Las funciones de un médico forense consisten en:

  • Investigar las muertes abruptas e inusuales.
  • Realizar consultas de patología y medicina forense.
  • Informar a los familiares sobre los procedimientos y las causas de la muerte.
  • Testificar en los tribunales sobre las autopsias y sus resultados.
  • Realizar exámenes físicos y pruebas de laboratorio en respuesta a las demandas del tribunal o del fiscal.
  • Realizar indagaciones y entregar citaciones a los testigos.

Requisitos para convertirse en médico forense

Los médicos forenses deben ser doctores en medicina. Deben ser ágiles y tener una gran resistencia.

Son profesionales con gran capacidad de comunicación verbal y escrita, liderazgo, organización y resolución de problemas, y están orientados al detalle, son pacientes y empáticos.

Son usuarios hábiles de programas informáticos médicos, de contabilidad y de investigación y tienen amplios conocimientos de anatomía humana y medicina forense.

Por ello, tienen que cumplir una serie de requisitos profesionales y obtener una licencia para poder ejercer. Su lista de requisitos incluye:

  • Obtener una licenciatura en una de las ciencias en una institución o universidad reconocida, concentrando tus estudios en temas como anatomía, biología celular y estadística.
  • Graduarse en una facultad de medicina reconocida.
  • Haber superado el examen de admisión a la facultad de medicina.
  • Poseer un certificado o título en patología forense de una facultad de medicina acreditada. Con frecuencia, una residencia en patología anatómica o una beca de investigación en patología forense van seguidas de una formación en patología anatómica y clínica.
  • Por último, aprobar un examen para obtener la certificación en patología forense y anatómica por parte de la Junta de Patología (o patología anatómica, patología clínica y patología forense).

Pasos para convertirse en médico forense

Aquí se describen los pasos para convertirse en médico forense:

Obtén una licenciatura

La obtención de una licenciatura, necesaria para acceder a la facultad de medicina, es el primer paso en la formación para una carrera en medicina forense.

Los programas premédicos no necesitan una especialización, pero sí exigen que los estudiantes tomen cursos de física, biología, química y otras ciencias básicas. Una licenciatura en Ciencias Forenses, que hace hincapié en la enseñanza relevante para el campo, puede ser una posibilidad.

La anatomía humana, la genética, la microbiología y el procedimiento penal son sólo algunos de los cursos posibles. Durante su último año de estudio, los estudiantes de algunos de estos programas de grado deben realizar prácticas de ciencias forenses.

Obtén un título médico

Para obtener el título de médico, los futuros examinadores deben cursar cuatro años de estudios de medicina.

En los dos primeros años de la facultad de medicina, los estudiantes realizan cursos de farmacología, fisiología, psicología y ética médica, así como formación en el aula y en el laboratorio.

Obtén tu licencia

Los licenciados en medicina pueden presentarse a un examen estatal para obtener la licencia para ejercer la medicina.

Este examen, que consta de tres partes, evalúa los conocimientos del médico sobre anatomía humana y medicina.

Completa un programa de residencia

Los graduados de las facultades de medicina eligen programas de residencia postdoctoral para continuar su formación para la profesión. Las residencias de patología clínica y anatómica suelen ser iniciadas por los médicos inmediatamente después de la graduación.

Termina una beca en patología forense

Las becas de investigación en patología forense son una forma habitual de que los médicos forenses continúen sus estudios postdoctorales tras finalizar los programas de residencia.

Los becarios realizan autopsias e investigaciones de muertes bajo la dirección de patólogos forenses cualificados durante estos programas, que normalmente duran un año.

Obtén la certificación

Los patólogos forenses deben estar certificados por la organización que corresponde a su nación en su campo. El procedimiento de certificación conlleva dos exámenes, cada uno de los cuales tiene elementos escritos y prácticos.

Para la certificación de patología anatómica y clínica, los candidatos deben aprobar primero un examen principal. A continuación, pueden presentarse a un examen de especialista en patología forense.

Obtienen su certificación de patología forense después de completar las pruebas. Cada diez años, los patólogos forenses deben pasar un examen de recertificación para mantener su acreditación.